Un KUKA KR QUANTEC se ocupa de la carga y descarga de una máquina-herramienta en la propia producción

Gracias a la carga robotizada, KUKA Roboter GmbH ahorra tiempo de preparación en el mecanizado con arranque de virutas.

KUKA Roboter GmbH, con sede en Augsburgo, es uno de los fabricantes líder de robots industriales. También en la fabricación propia de robots, la empresa de Augsburgo apuesta por la automatización. La última inversión realizada para el mecanizado con arranque de virutas fue un centro de mecanizado de Burkhardt & Weber. En la máquina se mecanizan componentes para los robots KR QUANTEC. Un robot KUKA se ocupa de cargar y descargar la máquina con piezas de hasta 1,5 m de longitud y de mecanizar las piezas en los tiempos muertos.

Funcionamiento sin necesidad de personal y turnos de noche automáticos

La mayor productividad del centro de mecanizado, que se puso en servicio en abril de 2012, radica en que la instalación funciona al 70% sin necesidad de personal y realiza turnos de noche completamente automatizados. Mientras que antes había un operario por turno obligado a quedarse junto a la instalación, ahora es posible repartir el trabajo gracias a la automatización. El operario ya no tiene que colocar penosamente las piezas en el dispositivo de sujeción, sino que basta con depositarlas en los alojamientos del dispositivo de alimentación de material del robot.

KUKA KR 500 con garra de Sommer-automatic

Con garras de la empresa Sommer-automatic GmbH de Ettlingen, un robot KUKA del tipo KR 500 se ocupa de cargar y descargar una máquina-herramienta MCX 900 de BURKHARDT+WEBER Fertigungssysteme GmbH (Reutlingen) de forma paralela al proceso principal. El robot mecaniza, en alternancia, el brazo de oscilación y la columna giratoria de dos modelos de la serie KUKA KR QUANTEC. Para ello, la máquina está equipada con un cambiador de palés doble. Un palé está equipado con dispositivos de sujeción para el brazo de oscilación, el otro con dispositivos para la columna giratoria. Mientras se mecaniza una pieza en la máquina, el otro palé sale de la máquina y puede ser cargado con una nueva pieza.

Programación sencilla con software KUKA.CNC

En la máquina-herramienta de BURKHARDT+WEBER Fertigungssysteme GmbH, se mecanizan componentes de los robots KR QUANTEC. Un robot KUKA KR 500 L480-3MT se ocupa de cargar y descargar la máquina con piezas de hasta 1,5 m de longitud y de mecanizar las piezas en los tiempos muertos. Gracias a su amplio campo de trabajo y la prolongación del brazo, el KUKA KR 500 L480-3MT puede alcanzar sin problemas el almacén de material y el apartadero para las garras.

Para facilitar la preparación y la programación del robot, KUKA ha implementado un núcleo CNC completo en el sistema de control y ha desarrollado el software KUKA.CNC. Con este software es posible programar el movimiento del robot completamente en código G (DIN 66025). Así, los programas de la máquina-herramienta pueden emplearse en el sistema de control de KUKA sin necesidad de utilizar un postprocesador para traducirlos al lenguaje del robot.

KUKA KR 500 se ocupa de cargar y descargar la máquina-herramienta con componentes de hasta 1,5 m de longitud.

300 componentes al año editables

Antes de la automatización se necesitaban hasta 15 minutos para la fijación de una pieza. Antes, el usuario debía cargar, orientar y fijar las piezas pesadas manualmente sobre la mesa de sujeción con ayuda de una grúa. En cambio, el robot tan sólo necesita dos minutos para realizar estas tareas.

Esto llevó a un aumento de la productividad en un diez por ciento. En comparación con una solución convencional pueden, así, mecanizarse 300 componentes más al año. Además, la carga mediante robot suprime el esfuerzo físico realizado por el operario al orientar la pieza, así como el peligro de dañar los costosos medios de sujeción durante la carga y descarga con la grúa.

Utilizamos cookies para ofrecerle la mejor asistencia en línea. Descubra más.

Okay