Bisturí virtual: Tratamiento preciso de tumores y metástasis con robots

Con la introducción de la radioterapia, el uso de bisturís metálicos en el tratamiento de tumores disminuyó. Ahora los bisturís están experimentando un renacimiento: gracias al Sistema CyberKnife® de Accuray, el sistema robótico para la radiación precisa. Pero, no se trata de un bisturí convencional.

Los robots de KUKA para aplicaciones médicas hacen del CyberKnife® un instrumento efectivo en el tratamiento de tumores

El bisturí virtual, más conocido como CyberKnife®, es una alternativa a la radioterapia tradicional. "Utilizamos el sistema de radiocirugía; es decir, el tratamiento con radiación al más alto nivel de precisión. Mediante la integración de un sistema de guía por imagen con la tecnología de la robótica, conseguimos una precisión de radiación de menos de un milímetro", explica el Prof. Dr. Alexander Muacevic, radiocirujano y neurocirujano del centro CyberKnife de Múnich.

Las primeras ideas para el dispositivo se desarrollaron en 1987 en la Universidad de Stanford de EE. UU. El primer sistema comercial se estableció allí en 2001, con un robot KUKA integrado que ya se utilizaba en ese momento. En ese momento, la mayoría de los fabricantes de robots eran reacios a usar sus sistemas en los pacientes. Sin embargo, el líder del mercado de Augsburgo, Alemania, pensaba diferente. Accuray, el fabricante de dispositivos médicos del sistema CyberKnife®, también se benefició de un fuerte apoyo.

El número de pacientes que utiliza el sistema robótico para la radiación precisa, CyberKnife®, está creciendo

En 2005 se abrió el centro CyberKnife de Múnich en cooperación con el Klinikum Großhadern de la Universidad Ludwig Maximilian de Múnich. A partir del primer centro CyberKnife se han desarrollado nueve más en Alemania. Y en todo el mundo ya hay 350. En Múnich ya se está utilizando la tercera generación del bisturí virtual. "Ahora podemos realizar una radiación precisa guiada por robots e imágenes en tumores de todo el cuerpo, desde el cerebro hasta la próstata, pasando por la columna vertebral y distintos órganos del cuerpo, como los pulmones, el hígado o los riñones", destaca el Prof. Alexander Muacevic.
Los robots de KUKA con gran capacidad de carga se utilizan en el sistema CyberKnife®.

Radiación precisa con cámaras y mesa de tratamiento guiada por robot

Además del componente robótico, se integran varias cámaras digitales de rayos X y una cámara de infrarrojos, que son necesarias para el seguimiento de los tratamientos del cerebro y la columna vertebral, así como de los movimientos de los órganos. Esto permite calcular un modelo de respiración, lo que significa que la radiación puede llevarse a cabo con una precisión milimétrica sin dañar el tejido circundante. Asimismo, el sistema integrado RoboCouch, una mesa de tratamiento guiada por robot, que también se basa en la robótica de KUKA, permite el posicionamiento inteligente del paciente en la posición de tratamiento prevista desde la sala de control sin necesidad de posicionarlo manualmente. Así, se reduce la duración del tratamiento y se asegura una mayor precisión durante la radiocirugía.

Al detectar el movimiento natural de la respiración, los tumores pulmonares pueden irradiarse con una precisión milimétrica.

Colaboración exitosa gracias a la capacidad de desarrollo y la fiabilidad

Accuray elogia especialmente al equipo de desarrollo de su socio de hace muchos años, que ha desempeñado un papel fundamental en el establecimiento de las nuevas generaciones. "Siempre tengo la sensación de que el robot en el CyberKnife® es un poco menos desafiante, ya que puede hacer mucho más con toda su precisión, especialmente en términos de velocidad", comenta el Prof. Alexander Muacevic elogiando la tecnología de KUKA. Su opinión se ve reforzada por el hecho de que nunca ha habido un problema con el CyberKnife® en el centro de la ciudad de Múnich. "Ha demostrado ser extremadamente estable a lo largo de los años y no es propenso a problemas técnicos. No hemos tenido ni un solo fallo en los últimos 15 años. Esto es realmente excelente", comentó el radiocirujano.

Con el sistema robótico, pueden irradiarse los tumores de todo el cuerpo.

Tratamiento preciso y rápido de tumores y metástasis con robots

Antes del tratamiento, el médico perfila el tumor en función de los datos de imagen creados por el TAC y la resonancia magnética y le indica al físico médico la dosis que debe utilizar para irradiar el tumor. Basado en esta información, este último crea un plan de tratamiento que se transfiere al software. Posteriormente, se inicia el tratamiento y se realiza de forma totalmente automática. "Y todo ello con una precisión que ningún cirujano puede lograr. Conseguir una precisión de 0,5 milímetros manualmente es prácticamente imposible", afirma el Prof. Alexander Muacevic. 

La mesa de tratamiento guiada por robot permite el posicionamiento inteligente de los pacientes.

Menos presión para los pacientes gracias a los robots para aplicaciones médicas

Es justo esta precisión en la radioterapia la que constituye el principal beneficio del robot del sistema CyberKnife®, que se utiliza para tratar tumores cerebrales benignos, como el neuroma acústico o los meningiomas, por ejemplo. De lo contrario, se eliminarían quirúrgicamente en una operación que duraría hasta seis horas. En este caso sería necesario un ingreso hospitalario de una semana y ocho semanas de rehabilitación. Con la ayuda de CyberKnife® el tratamiento puede reducirse considerablemente:

Con nuestro bisturí virtual podemos tratar muy bien los tumores pequeños y medianos y, de esta forma, sustituir la cirugía. Esto significa que el paciente podría volver a trabajar al día siguiente.

Prof. Dr. Alexander Muacevic, radiocirujano y neurocirujano del centro CyberKnife de Múnich

Oportunidad única de la radioterapia

No hay nada comparable en el mercado porque el robot del sistema CyberKnife® proporciona una flexibilidad que un dispositivo normal de radioterapia simplemente no puede proporcionar. En el centro CyberKnife, la tecnología se adapta al paciente, no al revés. El CyberKnife® tiene más de 1600 opciones diferentes de irradiación con componentes dinámicos. "Esto no se puede lograr con un dispositivo de radioterapia normal, que, al fin y al cabo, se fija y solo puede girar alrededor de uno o dos ejes", comenta el Prof. Muacevic.

Una flexibilidad única distingue al sistema CyberKnife® de otros dispositivos de radioterapia.
Desde 2005, los pacientes del centro CyberKnife de Múnich están siendo tratados con la ayuda de la tecnología KUKA.

El CyberKnife® todavía no ha llegado a la última fase de su desarrollo

Actualmente, los médicos de Múnich están intentando utilizar el sistema en el tratamiento de las arritmias cardíacas. Además, el Prof. Alexander Muacevic reconoce el potencial en la mitigación de las enfermedades que provocan temblor. Desde el año pasado, el sistema CyberKnife® se utiliza en Múnich para el tratamiento del cáncer de próstata. "Como alternativa a la cirugía, podemos reducir considerablemente el tiempo de tratamiento de ocho semanas a una semana, y lograr resultados científicamente probados que son, como mínimo, similares, si no mejores", afirma el Prof. Dr. Alexander Muacevic.

Configuración de cookies Aceptar y descubrir KUKA

Este sitio web utiliza cookies (saber más) para ofrecerle, también en internet, el mejor servicio. Si continua usando nuestra página web, utilizamos únicamente las cookies necesarias técnicamente. Si hace clic en «Aceptar y descubrir KUKA», acepta también la utilización de cookies de marketing. Al hacer clic sobre «Configuración de cookies» puede seleccionar las cookies que utilizamos.

Configuración de cookies